Bichectomía

La bichectomía es una intervención quirúrgica que consiste en la extracción de las bolas o bolsas de Bichat. Las Bolas o Bolsas de Bichat son pequeñas bolsas de grasa que se encuentran en las mejillas, bajo los pómulos.

¿EN QUÉ CONSISTE LA BICHECTOMÍA?

Antes de conocer los cuidados después de una bichectomía, vamos a precisar de qué se trata. Es una intervención quirúrgica que consiste en la extracción de las bolas o bolsas de Bichat. Como está comprobado que son solo grasa y no glándulas que solo dan volumen al rostro, puede hacerse esta operación.

Es un procedimiento que puede forma ambulante. De hecho, tarda aproximadamente 40 minutos hacer los cortes en la parte interna de las mejillas. Eso quiere decir que en menos de 24 horas va a estar de vuelta en casa para la recuperación. No quedan cicatrices visibles tras la bichectomía, ya que los cortes se hacen en la parte interna de la boca. Los candidatos a esta cirugía son personas delgadas que deseen mejorar la apariencia de su rostro.

Por lo general, los cirujanos indican la bichectomía para pacientes con la cara redonda.

Hay que saber que los pacientes con excesiva flacidez, edad avanzada y otras contraindicaciones no puede someterse a esta operación. Para saber eso siempre es mejor es consultar con un especialista. Los resultados son Excelentes para todos los géneros. Es una cirugía que requiere un seguimiento muy cuidadoso porque a que la boca es muy propensa a las bacterias. Por eso es muy importante seguir las recomendaciones a continuación.

Luego de haber salido de la operación de este procedimiento quirúrgico que es bastante rápido, el cirujano colocará una venda compresora. Eso está indicado para lesiones cutáneas, que se explicará al paciente que es parte de los cuidados y para curar el hinchazón. Solo se coloca por unas horas tras la cirugía. Puede aplicarse hielo en las mejillas para ayudar al proceso postoperatorio, específicamente para reducir la inflamanción. 

Es perfectamente normal y puede verse a veces una mejilla más inflamada que la otra. Incluso pueden ser recetados algunos medicamentos, como antibióticos y antiinflamatorios. Con ellos se podrá mitigar el dolor (aunque sea liviano) para cuando pase el efecto de la anestesia. Esa noche el paciente deberá dormir con la cabeza levantada y por una semana deberá aplicar compresas frías. Otra sugerencia que se les dá a los pacientes es de dormir con dos almohadas en la espalda para una mayor comodidad.

Una de las grandes ventajas es que no necesitas tiempo de reposo. La paciente podrá volver a sus actividades y a trabajar inmediatamente.

NUESTROS PACIENTES
NOS AVALAN

Hola, son muy buenos profesionales, por no hablar del trato personal y cercano; y una cosa importante para mi de la Dra. Peña , es que si ella cree que no te va a ir bien algún tratamiento o ve que...

María P. L.

Paciente

Es un placer poder compartir con todos vosotros mi experiencia desde hace ya 17 o 18 años que llevo en las manos del equipo profesional de la clínica San Clemente. Mi experiencia empezó con la doct...

Mónica Q.

Paciente

Clínica recomendable cien por cien. Hace justo una semana la Dra Sonia Peña me realizó una mamoplastia de reducción y una blefaroplastia. La cirugía fue todo un éxito, un postoperatio sin dolor y c...

Elisa B.

Paciente

La Dra. Peña fue la primera cirujana con la que contacté cuando decidí operarme. Si bien es cierto que visite algunos más para escuchar segundas opiniones, desde el primer momento sentí que ella fu...

PIlar

Paciente

¿Tienes dudas?
Preguntas frecuentes

Resuelve todas tus dudas. En el siguiente link respondemos a las preguntas más frecuentes de nuestros pacientes.

Da hoy el primer paso y contáctanos